Atlético Tucumán empató en su debut en la Copa Libertadores

El Decano no pudo pasar del empate ante El Nacional de Ecuador y ahora deberá definir la semana que viene en Quito. Fue 2 a 2 en un tremendo partidazo.

Duelo de alto vuelo el que protagonizaron Atlético Tucumán y El Nacional de Ecuador, en la serie válida por la segunda ronda clasificatoria a la fase de grupos de la Copa Conmebol Libertadores, que se disputó este martes por la noche en el norte argentino.

Ambos equipos debutaban en esta novedosa edición del torneo continental más importante a nivel clubes. Pero fue un partido aún más especial para el equipo local, que hacía su primera participación en su historia en dicho certamen.

Y todo comenzó de la mejor manera posible, puesto que al minuto Fernando Zampedri desvió un tiro libre lejano de la Pulga Rodriguez para el 1-0 y el delirio en Tucumán. Dos minutos más tarde, la Pulga tuvo el segundo, pero esta vez Padilla respondió magistralmente para enviar la pelota al córner.

Dominio casi total del equipo argentino, que no pudo resistir uno de los pocos ataques de la visita en al primera parte. Fue a los 39, cuando Lucchetti salió mal a cortar un lateral largo desde la derecha y Félix Borja puso el empate.

Baldazo de agua fría para el Decano que complicó mucho un partido que parecía accesible. En la segunda parte, la cancha siguió inclinada a favor del local. Tras varias chances de gol, el tanto que parecía de la victoria llegó en los pies del recién ingresado Barbona, que hundió pelota en la red tras una buena asistencia de Zampedri.

Sin embargo, llegaría el batacazo. El estadio era una caldera con los gritos de los hinchas tucumanos, pero El Nacional estuvo frío y nuevamente, en una de las pocas jugadas hilvanadas en los segundos 45, logró el empate, a los 84 minutos.

Los últimos instantes del partido fueron para el infarto. Innumerables ocasiones de gol fueron desaprovechadas por la ofensiva del club argentino mientras los simpatizantes observaban atónitos la cantidad de goles que erraban y las buenas atajadas de Padilla.

2-2 final que deja un sabor amargo a Atlético Tucumán. Ahora, las cosas deberán definirse en la complicada altura de Quito. Una victoria o un empate por más de dos goles clasificaría al Decano.