Neymar se lamenta tras el mal partido y el empate con Suiza

El pentacampeón empató 1-1 en el Mundial de Rusia por el Grupo E que se disputó en el Estadio de Rostov. Coutinho anotó la apertura pero Zuber emparejó para los helvéticos ante los sudamericanos que no jugaron bien en su debut.

Las sorpresas en este mundial parecen ser bastante seguido y casi normal ya que candidatos como España, hoy con la derrota de Alemania o propia Argentina no pudieron ganar y el mismo camino continuó Brasil que tuvo un juego mezquino apenas igualando ante Suiza.

Desde el pitido inicial el conjunto de Tite a través de su futbolistas de buen pie en mitad de cancha hacia adelante, monopolizó el balón también llegando por las bandas, aunque el tanto provino de una acción individual. Tras un rechazo a medias de la defensa helvética, la pelota la tomó el jugador del Barcelona Philippe Coutinho que le pegó de afuera con una comba formidable, venciendo a Yann Sommer a los 20 minutos.

El pentacampeón le cedió la pelota a los europeos que a pesar de tener buenas intenciones no pudieron sorprender ni siquiera con la rapidez de su mejor hombre Xherdan Shaqiri, aislado arriba y abusando de centros que no inquietaron al arquero de la Roma Alisson Becker.

En la segunda mitad los dirigidos por el serbio Vladimir Petković en el amanecer del encuentro golpearon enseguida. Shaqiri envió en centro de córner, y Steven Zuber antes de cabecear desacomodó al defensor Joao Miranda para anotar el 1-1 a los 5 minutos.

Los sudamericanos volvieron a tomar las riendas del encuentro, pero Neymar estuvo apagado, acumulando desordenadamente gente arriba sin ser lo suficiente punzante para pasar al frente y por eso no pasó del empate 1-1 en el Rostov Arena.

Brasil suma una unidad en el Grupo E, detrás del líder Serbia que hoy venció 1-0 a Costa Rica y hará su segunda presentación el viernes 22 justamente ante los ticos en el Arena Zenit de San Petersburgo mientras que Suiza el mismo día enfrentará a los balcánicos en Kaliningrado.