Los bancos Provincias (Bapro) y Nación preparan planes para comprar a crédito automóviles cero kilómetros de fabricación nacional. De acuerdo con lo anticipado por el diario porteño La Nación, estas serán las tres claves del plan:

1- Los créditos de los bancos Nación y Provincia financiarán el 100% del vehículo 0 km a una tasa fija preferencial del 25% (subsidiada por las terminales) y a 36 meses de plazo.

2- En el Banco Nación prestarán hasta $ 450.000, mientras que en el Provincia se entregarán hasta $ 300.000. Comenzarán a otorgarse la semana próxima.

3- En un primer momento se podrán comprar autos de las marcas Volkswagen, Fiat, Chrysler y Ford. Las demás terminales, que tienen financieras propias, evaluarán luego si se suman al plan o no. Los créditos son personales y no llevan prenda del bien. Permiten financiar el 100% del valor del vehículo, con un tope de 450.000 pesos (en el Provincia será de $ 300.000), a 36 meses (tres años).

La tasa de interés anual es del 25% y se mantendrá fija. En la actualidad un crédito personal tiene una tasa de interés cercana al 40%. En el caso del Banco Provincia, la línea está pensada para clientes con precalificación de la entidad y que cobren sus haberes allí.

La línea será para autos de producción nacional. Volkwagen produce en Pacheco los modelos Amarok y Surán.

Fuentes empresariales confirmaron que el costo del subsidio de la tasa será compartido con las terminales. Esta condición, sumada al pedido de que los créditos se otorguen con carteras de clientes manejadas por los bancos públicos, ahuyentó a algunas automotrices, por lo menos por ahora.

“Para qué voy a poner plata en un subsidio de tasa y después darle todos mis clientes al banco”, se quejaron ante el diario La Nación en una de las automotrices que, por ahora, no adhiere. Esa empresa tiene una financiera propia para vender sus 0 km.

“Por ahora se están sumando las empresas que más golpeadas están por la crisis de Brasil”, dijo Curuchet al mencionado diario porteño. “Pero hay voluntad del banco de que participen más terminales para poder impulsar la producción y venta de autos fabricados en el país”, agregó el presidente del Bapro.

“El equipo de Francisco Cabrera viene trabajando hace un tiempo con bancos y automotrices para llegar a este tipo de líneas de financiamiento”, indicaron en el Ministerio de Producción.

Según aclararon en esa cartera, esto se suma al proyecto de ley que impulsarían con el diputado justicialista y miembro del Smata, Oscar Romero, (beneficios para el sector autopartista) y el anuncio fresco que trajo Martín Etchegoyen, secretario de Industria, desde Japón: Toyota localizará en el país la producción de 140 piezas, lo que significa US$ 60 millones en sustitución de importaciones.

En el primer cuatrimestre se produjeron 79.044 autos en el país, lo que implica una caída interanual del 19,4%, según la Asociación de Fábricas de Automotores (Adefa). Gran parte de esa baja tiene que ver con la enorme caída de 29,5% en las exportaciones.

El principal mercado argentino es Brasil, que anticipaba la producción de 4,8 millones de autos este año y finalmente fabricará 2 millones. Tal situación, sumada a la apertura de las importaciones, produjo una mayor oferta en el mercado local, que impulsó los patentamientos. La mayor oferta trajo aparejada además una mayor competencia.