La diputada nacional Elisa Carrió anticipó eventuales conflictos sociales durante las fiestas y afirmó que “determinados sectores están buscando que haya un muerto” en diciembre.

En este sentido, la líder de la CC-ARI agregó que la Argentina “no se puede permitir una sola víctima”.

En La Cornisa, Carrió dijo que “no hay que caer en la emboscada de algún sector kirhcnerista que busca un muerto”.

Recordó al respecto que “a la Alianza se la hicieron al mes de asumir”.

“El 20 de diciembre de 2001, los que mataron en la Plaza de Mayo estaban mandados por la provincia de Buenos Aires. Los muertos del golpe a (ex presidente Fernando) De la Rúa son muertos puestos por los que querían el poder”.

Por otro lado, dijo que se encuentra con licencia en el Congreso de la Nación porque está “muy débil” físicamente.

“Pero no tengo miedo a la muerte, creo en Dios. Si muero, estoy feliz. Y, si no muero, estoy feliz. Tengo la enorme paz de Dios, nada malo me puede pasar”, concluyó.

Además, aseguró que el Congreso está “lleno de delincuentes” y señaló que -allí- está “sentado De Vido”.