El presidente Mauricio Macri mantuvo un encuentro con vecinos de Bardas Blancas, un pueblo mendocino de menos de 70 habitantes que en marzo último tuvo por primera vez acceso a Internet, a través del plan federal implementado por el Gobierno para llevar conectividad a todo el país.

En la charla realizada en la Escuela Albergue Peregrina Cantos, el Jefe de Estado estuvo acompañado por el gobernador de Mendoza, Alfredo Cornejo, y el intendente de Malargüe, Jorge Vegara.

“Hablaba con Susana, la directora de la escuela, de lo que significa tener conectado a Interneta todos los chicos” porque “si no tienen acceso a la tecnología, tampoco lo tendrán a una educación de futuro”, remarcó Macri en la reunión con los vecinos.

Puntualizó que “todos queremos que nuestros hijos tengan los mejores trabajos” y “sabemos que la forma de reducir la pobreza, nuestro gran compromiso como gobierno, es creando empleos”.

“Quiero decirles que cada día estamos un poquito mejor”, pero advirtió que se trata de “un proceso que lleva su tiempo” en el cual “todos los días damos un paso adelante” porque “no se cambian años de políticas equivocadas en unos meses”.

“Las cosas tienen que ser resistentes, durar en el tiempo. Si uno quiere hacer una casa de verdad, utiliza materiales, que es distinto a hacerla de paja”, añadió.

La conexión a Internet ayuda a que los vecinos puedan desarrollar mejor sus actividades, como hacer interconsultas médicas, estudiar a distancia, agilizar operaciones de venta a productores agropecuarios y permitir el empleo del postnet para el comercio, entre otros beneficios.

Bardas Blancas está sobre la Ruta Nacional 40, a 66 kilómetros de Malargüe, y carecía de acceso a Internet hasta que la empresa estatal ARSAT llegó con la conexión por medio de fibra óptica.

El servicio ya funciona en espacios municipales como la escuela, el centro de salud y el salón comunitario.

El objetivo del Plan Federal de Internet es promover el desarrollo productivo, generar oportunidades y reducir la brecha digital en más de 1300 localidades del país.

En Mendoza, ya están conectadas 207 poblaciones, entre ellas Malargüe (23.803 habitantes), El Sosneado (68) y Ranquil del Norte (752), además de Bardas Blancas.

El plan en la provincia comprende un tendido de 1582,7 kilómetros de fibra y el objetivo es llegar a las 92 localidades para fines de 2018.