La gobernadora María Eugenia Vidal aceptó retirar la demanda del Estado bonaerense ante la Corte Suprema de Justicia para que se actualice el Fondo del Conurbano, tras una propuesta que hizo el Gobierno nacional para aportar recursos “mayoritariamente nacionales” para compensar a la provincia de Buenos Aires.

Así lo informó esta tarde el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, en una conferencia de prensa que ofreció junto a su colega del Gabinete Nicolás Dujovne (Hacienda), tras la reunión con los gobernadores provinciales –incluida Vidal- en la Casa Rosada.

“Es el Gobierno nacional el que mayoritariamente va a cubrir esa diferencia”, confirmó Frigerio ante una pregunta de EL DIA en el Salón de los Pueblos Originarios de la sede gubernamental.

La demanda de la Provincia ante la Corte implica la restitución de unos 50.000 millones de pesos anuales para revitalizar el Fondo del Conurbano, que actualmente tiene un tope de 650 millones de pesos al año, una cifra que es injusta porque Buenos Aires aporta el 40% de la recaudación a nivel nacional.

Pese a la confirmación del acuerdo al que llegó Vidal, que se retiró de la Casa Rosada sin hacer declaraciones, no trascendió aún el monto con el cual la Provincia contará a partir del año próximo, aunque Frigerio sostuvo que la restitución será “gradual”.