Con un patrimonio de 34.646.285 pesos, Máximo Kirchner declaró el 50% de los bienes que su madre, la ex Presidenta, le cedió en 2016. Entre inmuebles, participaciones societarias, hoteles, sus bienes se encuentran bajo la mira de la justicia. El dato que más dudas despertó fue el concepto de “gastos anuales” en el que declaró 20 millones de pesos. El juez Claudio Bonadio pidió a la AFIP que analice esos movimientos, que prorrateados significan un gasto de cerca de 55 mil pesos diarios. El hijo de Cristina Kirchner deberá justificarlos con documentación respaldatoria.

Con su patrimonio alcanzado por diversas medidas cautelares, Máximo Kirchner declaró tener 8 millones de pesos menos que el año anterior, pese a que este año sumó los bienes que su madre le cedió en partes iguales con su hermana Florencia. Así y todo, los números presentados ante la Oficina Anticorrupciónestán siendo investigados.

¿Qué llamó la atención de la justicia? En 2015, el 50% de la riqueza del líder de La Cámpora correspondía a los siete plazos fijos heredados por su padre, que ascendían a 20 millones de pesos. En su última declaración jurada ya no figuran. Por el contrario, Máximo Kirchner sólo declara dos cuentas corrientes y dos cajas de ahorro con 4.254.638 pesos.

Las supuestas inconsistencias del patrimonio del diputado nacional fueron denunciados por la diputada Margarita Stolbizer, principalmente por los gastos personales anuales que declaró; esos misteriosos 20 millones de pesos. “Si Máximo Kirchner gastó los 20 millones de pesos de su herencia, entonces ¿de dónde salió el dinero que se encuentra embargado en las cajas de seguridad? Es necesario investigar el origen de estos más de 20 millones”, consignó en la denuncia.

El juez Claudio Bonadio piensa lo mismo. Según pudo saber Clarín, ordenó que la AFIP analice la declaración de bienes del líder de La Cámpora para determinar si hay en ella “inconsistencias”.

Además, se requirió que se intime al contador de Máximo para que explique “cómo se llegó a dicho número, a qué tipo de gastos refiere”. En consecuencia, el diputado del FpV deberá explicar ante la Justicia “con documentación respaldatoria cómo hizo para gastar por día 54.794 pesos”, indicaron fuentes de la causa.

Sin los plazos fijos por 20 millones de pesos, cifra que declararía como gastos personales, Máximo Kirchner sólo cuenta -según su declaración jurada-, con dos cuentas corrientes, una de ingresos propios por 182.452 pesos, y una declarada como “herencia” por 4 millones. Además, tiene dos cajas de ahorro con ingresos propios, una con 16.792 pesos y la otra con nada.