Por segunda semana seguida habrá un albiceleste entre los cuatro mejores de algún torneo ATP, ya que Zeballos y Pella se medirán mañana en cuartos de final del ATP 250 de Múnich. Además sigue en carrera Schwartzman en Estambul.

Había sido el marplatense quien siete días atrás había quedado cerca de la final en el ATP 500 de Barcelona, y previo a eso el Peque había alcanzado cuartos de final en Montecarlo (ambos cayeron frente a Nadal).

Esta mañana el número 63 del mundo eliminó al campeón defensor Philipp Kohlschreiber (39°) por 7-6(5) y 6-4, levantando los tres break points que enfrentó y consiguiendo ocho aces sin ninguna doble falta. Trece saques ganadores tuvo el alemán, que por primera vez cayó tras cuatro victorias sobre este rival.

Fue para Zeballos su cuarto triunfo sobre un Top 50 en el año, y tras haber ascendido 21 puestos en el ranking, podrá llegar a estar entre los primeros cincuenta en caso de ganar ya que no defiende puntos hasta dentro de dos semanas por la final del Challenger de Mestre. Sería su mejor ubicación desde octubre de 2013.

Luego fue el turno de Pella de vencer a Fabio Fognini (29°), con quien había caído este año en la Copa Davis tras haber ganado los dos primeros sets. Esta vez prevaleció por 6-3 y 6-2 con seis aces sin dobles faltas pero con seis break points permitidos y dos perdidos. Pero como el italiano ganó solo el 22% de los puntos que jugó con el segundo saque, los cinco quiebres del número 158 del ranking pesaron más.

Guido, que había comenzado el año cincuenta lugares delante, ya había sido cuartofinalista esta temporada en San Pablo, y buscará su primera semifinal desde el subcampeonato de Río de Janeiro 2016.

Con Zeballos cayó dos años atrás en el torneo paulista. Por su lado del cuadro se cayeron dos los preclasificados: Mischa Zverev (32°) ante Martin Klizan (53°) y el primer sembrado Gael Monfils (16°) frente a Hyeon Chung (78°).

En Turquía, Diego (46°) sigue en camino al bicampeonato tras eliminar a Jordan Thompson (91°) por 6-1 y 6-3, con tres saques ganadores y levantando los dos break points que enfrentó, pero desperdiciando cinco de sus nueve chances. Mañana a las 6:30hs abrirá frente a Dusan Lajovic (84°), con quien no pudo en su debut como singlista en la Copa Davis en 2015.