En la ciudad de Rosario, Provincia de Santa Fe, los vecinos se volcaron masivamente a la calle esta noche para marchar por la inseguridad. Ante la creciente seguidilla de violencia y robos, algunos de ellos con saldo trágico, desde las redes sociales se dio forma a una convocatoria para manifestarse frente a los Tribunales provinciales y luego marchar hasta la sede de Gobernación, frente a plaza San Martín.

Frente a los últimos crímenes que se registraron en la ciudad, los organizadores decidieron trasladar sus cuestionamientos al desempeño policial de las redes sociales a la calle. Finalmente, la convocatoria fue multitudinaria.

Si bien la concentración estaba prevista para las 19.30 frente a los Tribunales de Balcarce y Pellegrini, hubo varias convocatorias para marchar hasta allí desde distintos puntos de la ciudad, principalmente lugares que quedaron trágicamente ligados a acontecimientos de inseguridad de los últimos tiempos.

Con puntualidad, las escalinatas de Tribunales se vieron desbordadas de gente que se agolpaba en la plaza. Mientras seguían llegando más manifestantes, una columna comenzó a marchar poco antes de las 20 rumbo a la sede de la Gobernación en Rosario.

En camino hacia plaza San Martín, los propios asistentes a la marcha fueron los encargados de detener el tránsito en las esquinas mientras recorrían Moreno al grito de “seguridad”. Una flota de taxi hizo las veces de avanzada de la marcha, mientras vecinos aplaudían desde los balcones para acompañar las consignas.

En medio de la multitud sólo se vieron carteles en recuerdo de víctimas de la inseguridad y los reclamos puntuales: “Ni un muerto más”, “Queremos vivir”, “Basta de violencia”. No hubo banderas políticas ni sindicales.

Minutos antes de las 20.30, los familiares de víctimas que encabezaron la marcha arribaron a Santa Fe y Moreno, para hacer sentir sus consignas frente a la sede de Gobierno. En pocos minutos la plaza quedó prácticamente colmada.