Santa Fe aguarda una autorización de la Anmat (Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica) para producir en su laboratorio público Cannabis Medicinal y distribuirlo a nivel provincial y nacional.

El diputado provincial del Frente Progresista, Joaquín Blanco, dijo a Cadena que “pidieron al laboratorio público de medicamentos de la provincia que investigue nuevos usos y se prepare para producirlo para Santa Fe y a nivel nacional”. “Hoy estamos en condiciones de poder hacerlo”, sostuvo.

“Estamos en una etapa de hacer la primera prueba de fabricación industrial. Se pidió autorización al Ammat para incorporar insumos de cannabis vegetal de Uruguay (unos 50 kilos de marihuana) solamente para hacer la primera tirada a nivel nacional, y serán ellos los que certifiquen la calidad del producto”, explicó el diputado.

Sin embargo recordó que “la comunidad científica produjo avances muy importantes” pero que todavía hay debates”. “Es un elemento más que se suma a un tratamiento, no es una medicina mágica. En determinadas dosis alivia el tratamiento del dolor y mejora la calidad de vida de los pacientes”. precisó.

En este sentido recordó que “en la epilepsia refractaria los padres de los niños que lo padecen han encontrado un alivio y estabilización de sus hijos”.

“Tiene que ser el médico el que prescriba en qué casos conviene medicarlos”, advirtió.

Por otra parte, respecto a este proyecto, agregó que “en Santa Fe hay 40 familias que lo están usando, lo paga el Iapos que es la obra social pero es un precio en dólares”. “Venía importado de Estados Unidos y ahora tendríamos la posibilidad de ofrecer un producto de máxima calidad a un costo menor y ser proveedor de otras provincias”, anunció.

“El laboratorio público de Santa Fe está en condiciones de producirlo y como es un negocio grande tenemos el dato de que una multinacional está con intenciones de instalarse en Mendoza para producir este medicamento. Creemos que es importante contrabalancear y que no haya solamente una propuesta del sector privado, sino también del público”, concluyó.