El marplatense se despidió de Roland Garros, donde por primera vez llegó a la segunda semana de un Grand Slam, al caer frente a Dominic Thiem (7°) por 6-1, 6-3 y 6-1. Subirá cerca de veinte puestos en el ranking.

Solo un quiebre logró el marplatense, que venía de jugar nueve games frente a David Goffin (11°), haciéndosele imposible frente al 91% de puntos que ganó su rival con el primer servicio. Además de cuatro aces consiguió siete breaks tras doce oportunidades.

Cinco triunfos en 17 apariciones traía Horacio en toda su carrera en Grand Slams, y esta vez en París logró tres. Adrian Mannarino (54°) e Ivo Karlovic (24°) habían sido sus víctimas al comienzo del certamen (el croata lo había eliminado en el Australian Open por 20-22 en el último set tras haber ganado los primeros dos).

Es por eso que, como solo defendía la primera ronda de 2016, sumará 180 puntos y pasará del puesto 65 a asegurarse entrar en el Top 50, que será su mejor ubicación en más de tres años.

Thiem, que fue campeón en Río de Janeiro y viene de llegar consecutivamente a la semifinal de Roma y las definiciones de Madrid y Barcelona, está en su cuarto Roland Garros pero defiende la pasada semifinal. El campeón defensor Novak Djokovic (2°) estará enfrente el martes, con quien cayó las cinco veces que chocó (dos de ellas en cancha lenta), inclusive en el Masters 1000 italiano.