La gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, y la diputada nacional y precandidata a renovar su banca Elisa Carrió, compartieron una mañana de campaña para apoyar a los candidatos bonaerenses de Cambiemos y coincidieron en denunciar “un sistema mafioso” que gobernó en la provincia de Buenos Aires.

Carrió pidió “paciencia para cambiar” ese sistema, mientras que Vidal acusó a los principales espacios de la oposición de “haber tenido que ver” con ese sistema.

La líder de la Coalición Cívica pidió “paciencia para cambiar un sistema mafioso enquistado en cada uno de los lugares” y agregó que, en la provincia de Buenos Aires, “la droga ha tomado instituciones casi enteras”.