La selección de Julio Velasco comenzó la segunda fase del Mundial de Polonia con una caída sobre los franceses – que venían de ganar la zona D – por 1-3 (25-21, 17-25, 27-29 y 18-25), y mañana a las 11:40hs en Bydgoszcz chocarán con Irán.

Los argentinos pudieron ganar el primer set gracias a los últimos errores de los europeos. Ese fue el rubro fatal para los de rojo, especialmente por Earvin N’Gapeth, quien en el tercer set tocó la red dos veces seguidas para que Argentina redujera la diferencia de tres, y en el último parcial piso la línea dos veces al sacar.

De todas formas el punta-receptor fue el máximo anotador con 21 puntos (18 de remate, dos de bloqueo y uno de servicio). Luego le siguieron tres compañeros – Antonin Rouzier con 18, Nicolás Le Geoff con 14 y Nicolás Marechal con 13 – antes de que aparezca Sebastián Solé, responsable de 12 tantos.

En el tercer parcial los albicelestes salvaron tres set points, en un set en donde los puntos de ataque predominaron, sin que ninguno pudiera mantener su saque pero siendo las recepciones impecables. Argentina siguió fallando en el cuarto capítulo, en el cual Francia corrigió sus falencias anteriores y pudo romper con los bloqueos, mientras que pocas veces sufrieron en defensa.

En esta segunda fase Argentina arrastra solo tres puntos de la instancia anterior ya que, de los que clasificaron a este octogonal, solo le habían ganado a Australia en el primer grupo. Serbia le ganó hoy a Italia, y a las 15:25 comenzará Polonia vs. Estados Unidos y Australia vs. Irán.

Luego del duelo ante los iraníes – donde Velazco dirigió antes de llegar a Argentina – le seguirán los enfrentamientos contra Italia el sábado y Estados Unidos el domingo, siempre a las 11:40hs. El martes comenzará el Final Six, donde estarán los mejores tres de esta zona E.