El elenco milanés perdió 2-1 como locales por la 31° fecha de la Serie A. El argentino desde los once metros alcanzó su decimotercer tanto en el torneo pero luego su equipo sufrió dos expulsiones y el Toro lo dio vuelta dejándolo quedó lejos de la Pre-Champions.

La temporada de Inter no fue como la esperaba tanto para el cuerpo técnico como los propios tifosis del nerazzurri que habían empezado la temporada con cinco triunfos seguidos, no pudieron seguir el tren de la Juventus y hoy solo aspira aunque sea a meterse en la Pre-Champions o como consuelo la Europa League.

En la primera mitad el elenco de Roberto Mancini iba a tener un polémico penal a favor luego de un remate del croata Marcelo Brozović que el defensor Emiliano Moretti bloqueó con la mano. El penal fue ejecutado por Mauro Icardi y el argentino no falló anotando su gol 13° en la competencia.

La segunda mitad la visita mejoró y en el comienzo pudo llegar a la igualdad. El ex River Maximiliano López aguantó el balón y tocó de espaldas hacia Cristián Molinaro que con un tiro cruzado empardó a los diez minutos.

Los milaneses se descontrolaron y sufrieron las expulsiones del defensor brasilero João Miranda junto con la pérdida del japonés Yuto Nagatomo por tumbar a Andrea Belotti (gran pase de taco de López) dentro del área a la vez que le dio un penal a la visita. El propio delantero superó a Samir Handanovič para el 2-1 definitivo.

Así Inter (Rodrigo Palacio titular) sigue quinto con 55 puntos y a pesar de estar en zona de Europa League quedó lejos del último boleto de Pre-Champions que lo tiene Roma (63°). El sábado visitará a Frosinone.

En tanto el equipo de Giampiero Ventura se ubica 12° con 36 unidades volviendo al triunfo tras cinco jornadas tras la caída en el clásico ante Juventus. Atalanta será su próximo rival el domingo en Turín.