Los Citizens derrotaron 2-0 al Sunderland como visitante por la 27° fecha de la Premier League. El argentino abrió la cuenta y luego Sané aumentó las cifras para que su equipo se consolide en el tercer lugar.

Manchester City solo apunta esta temporada en la Premier a asegurarse el boleto directo a la próxima edición de la Champions ya que el puntero Chelsea es casi inalcanzable, en otra actuación destacada del delantero que está aprovechando la lesión del brasilero Gabriel Jesús pagando con goles.

En el arranque el elenco del entrenador David Moyes tomó por sorpresa a su rival neutralizándolo y estuvo cerca de abrir el partido. El delantero experimentado Jermain Defoe probó con un tiro lejano que reventó el poste ante la estirada del argentino Wilfredo Caballero que nada pudo hacer aunque se salvó.

La escuadra visitante pasó los minutos de tormenta y monopolizó el balón hilvanando buenas jugas hasta romper el cero con su goleador. El delantero Raheem Sterling sacó un pase excepcional entre las piernas del defensor y el argentino Sergio Agüero anticipó de derecha poniendo el 1-0 a los 42 minutos (12 goles en la liga).

Los dirigidos por el español Pep Guardiola realizaron su juego de posesión, ganando las bandas en el segundo tiempo e iban a liquidar el pleito rápidamente. El volante David Silva entrego hacia el alemán Leroy Sané y el ex Schalke 04 colocó el 2-0 final.

Así Manchester City que tuvo a Nicolás Otamendi en el banco, sigue en el tercer puesto con 55 puntos, a uno del escolta Tottenham y a ocho del líder Chelsea que juega mañana. El miércoles recibirá al Stoke City.