El ministro de Defensa, Agustín Rossi, declinó su precandidatura presidencial por el kirchnerismo luego del pedido del «baño de humildad» que la presidenta Cristina Kirchner reclamó a referentes oficialistas para reducir la cantidad de postulantes para las PASO.

El jefe de la cartera castrense anunció su retiro de la carrera presidencial por el Frente para la Victoria durante una conferencia en la casa de la Corriente Nacional de la Militancia, en la ciudad santafesina de Rosario.

Utilizará ese tiempo para seguir buscando el misil que le robaron en La Plata y las 9.000 balas en Rosario.

Por su parte, el intendente de Berazategui Juan Patricio Mussi se sumó al baño de humildad reclamado la semana pasada por la presidenta a los numerosos precandidatos que pugnaban por disputar las PASO a distintos cargos dentro del kirchnerismo y anunció también su declinación de la pelea por la gobernación bonaerense.