El pasado sábado comenzó a implementarse “Ahora 12”, una iniciativa anunciada días atrás por la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, para dinamizar la demanda interna y la producción nacional.

El programa consiste en la promoción de créditos al consumo para la adquisición de bienes durables bajo la modalidad compra con tarjeta de crédito hasta 12 cuotas sin interés.

Si bien todavía no se han conocido datos sobre los primeros días de su aplicación, se espera que la medida sea bien recibida por los consumidores.

Claves

_ Su vigencia será de jueves a domingos, extendiéndose por seis meses hasta el 1° de marzo de 2015.

_ Involucra a 100.000 comercios de todos el país, bajo la modalidad de pago con tarjeta de crédito.

_ Los comercios adheridos deberán colocar un sticker que certifique su adhesión.

_ El plan es a 12 cuotas sin interés e intervienen 10 tarjetas de crédito, que no son sólo plásticos emitidos por entidades bancarias. Entre estas, Visa, Mastercard, American Express, Cabal, Argencard, Tarjeta Shopping, Nativa, Diners, Tarjeta Naranja y Nevada.

_ La iniciativa abarca productos de línea blanca (secarropas, lavarropas, heladeras, freezers, cocinas a gas, termotanques y calefones), indumentaria, calzado, marroquinería, motos, bicicletas, muebles, materiales de la construcción y turismo de cabotaje (comprende pasajes de micro de larga distancia y hoteles de hasta tres estrellas).

Desarrollo

“Ahora 12”, es producto del trabajo conjunto entre el sector público y privado, con el involucramiento de una multiplicidad de actores económicos y el apoyo del Estado.

Intervienen el sector financiero, comercial y productivo.

Tiene como objeto la protección del empleo, y la promoción del consumo y la producción local.

Los productos involucrados son principalmente de tipo “durable”, rama que ha experimentado una considerable caída.

A través de su intervención, el Estado financia parte del interés que las compañías de tarjetas de crédito les cobran a los comercios por cada operación, para sostener el crédito.

Contexto

Según detalló el ministro de economía Axel Kicillof, la medida intenta palear la desaceleración que experimenta la economía argentina, en el marco de la actual crisis económica mundial.

Debido a esto, se verifican caídas en los intercambios comerciales del país con otras regiones, como así también en el comercio bilateral con Brasil y una retracción en sectores claves de la economía doméstica. “El comercio es un canal por el cual llega el contagio de la crisis”, explicó Kicillof. Si los socios comerciales de la Argentina disminuyen su crecimiento, compran menos productos nacionales por lo que esto repercute sustancialmente en el nivel de actividad económica.

Los datos difundidos por el Ministerio de Economía, estiman una caída en las ventas externas del 10% promedio, en los primeros siete meses del año. Esto afecta a los sectores que dependen de la colocación de sus productos en los mercados externos y termina perjudicando el empleo y la producción local.

Así, se busca enfrentar los vaivenes económicos con todos los instrumentos de los que dispone el Estado nacional. En esa misma línea, hay que contextualizar el programa “Ahora 12” dentro del conjunto de medidas anticíclicas tomadas por el ejecutivo para apuntalar la demanda agregada y la dinámica del mercado interno, motores del crecimiento argentino en los últimos diez años. Entre otros, se ubican los planes Pro.Cre.Auto, Fondear, Pro. Cre.Ar y ProEmplear.

Federico Chiapparrone

@FChiapparrone