El Decano lo superó 2-1 como local por la primera fecha de la Superliga. Sbuttoni y Rodríguez, que quedó cerca de ser el goleador histórico, le dieron el triunfo a su equipo mientras que Olivares había puesto suspenso en el Tomba.

Atlético de Tucumán siguió su buen andar tras el triunfo en la ida de la Copa Sudamericana frente a Independiente, siendo superior a Godoy Cruz que insinuó en el final, pero se llevó los tres puntos haciéndose fuerte en su casa con un plantel renovado.

El conjunto de Ricardo Zielinski presionó a su oponente al que no lo dejó pensar y en un balón detenido rompió el cero. El ex Sarmiento Gervasio Núñez, sacó el centro desde el tiro de esquina y el defensor Franco Sbuttoni metió un cabezazo inatajable a los 16 minutos.

El Decano siguió asfixiando sobre la salida de su rival y eso provocó el error que lo llevó al segundo. El arquero Leonardo Burián le regaló el balón a David Barbona que no fue egoísta y asistió a Luis Rodríguez que estiró el 2-0 siete minutos más tarde (114 tantos a cinco del goleador histórico del club Juan Francisco Castro).

En la segunda parte el elenco del uruguayo Mauricio Larriera cambió su juego y fue más agresivo, poniendo suspenso en el Monumental José Fierro. El defensor Sebastián Olivares capturó un rebote y estampó el 2-1 a los doce minutos pero no le alcanzó y encima sobre el cierre Fabricio Angileri fue expulsado.

Atlético Tucumán ganó sus primeros puntos en la Superliga y en la segunda jornada visitará a Vélez el viernes, en tanto que Godoy Cruz enfrentará el domingo a Talleres de Córdoba en Mendoza.