Los catalanes vencieron a Villareal por 3-1 en el partido de ida desarrollado en el Cap Nou, por lo que incluso perdiendo dentro de tres semanas de visitante estarán en la definición ante Espanyol o Athletic Bilbao.

Luego de haber eliminado a Atlético Madrid, esta serie no suponía mayor dificultad para el escolta en la Liga. Pero luego del partido por el campeonato de diez días atrás donde a los amarillos les dieron vuelta el partido en dos minutos, prefirieron ir a buscar no perder, por lo que jugaron muy a la defensiva.

Fue por eso que Lionel Messi tardó 41 minutos en romper el marcador, tras el pase de Luis Suárez, quien había trabado para ganar el balón. El uruguayo también fue partícipe fundamental del segundo tanto, el de Andrés Iniesta luego de cuatro toques en el área. Éste llegó justo después del empate de Manuel Triguerios, quien interceptó un pase y luego gritó gracias a la mala reacción de Marc-André ter Stegen.

El partido ya estaba resuelto tras ese gol del volante español en el cuarto minuto del complemento, pero igual Gerard Piqué pudo ampliar a los veinte minutos con un cabezazo posterior al córner de la Pulga. Poco después Sergio Asenjo le tapó un penal a Neymar, producto de la mano de Mateo Mussachio.

Antes del partido de vuelta, los de Luis Enrique intentarán reducir la brecha que tienen de un punto con Real Madrid el domingo por la Liga ante Levante (que está en puestos de descenso). Villareal visitará a Rayo Vallecano, mientras que los Merengues recibirán Deportivo La Coruña el sábado y Atlético Madrid (que está a tres de Barza) irá al estadio de Celta de Vigo.