El conjunto carioca se impuso 1-0 en el duelo que se disputó en Londres. El único tanto lo convirtió el joven centrocampista Firmino y así su equipo logró el octavo triunfo seguido post Mundial.

Brasil quiere dar vuelta rápidamente la triste Copa del Mundo que perdió en su país y tras la nueva designación de Dunga, el elenco cambió la imagen en sus últimos compromisos, mostrando menos juego bonito pero siendo mucho más efectivo.

En el primer tiempo el encuentro fue muy trabado y duro en la mitad de la cancha con el equipo del argentino Jorge Sampaoli muy agresivo dejando muestra clara de ello con un terrible pisotón de Gary Medel sobre Neymar.

La fricción y las impresiones continuaron en el complemento en el Estadio del Arsenal de Londres y recién a falta de 20 minutos de definió el partido. El lateral Danilo dejó solo al volante del Hoffenheim Roberto Firmino, que gambeteó a Claudio Bravo para el 1-0 final.

Así el conjunto de Dunga que se prepara para la Copa América sumó su octavo triunfo seguido tras sus últimas derrotas en el Mundial frente a Alemania y Holanda (derrotó a Colombia, Ecuador, Argentina, Japón, Turquía, Austria y Francia) habiendo solo recibido 2 goles en contra.