Buenos Aires pasó a ser considerada la ciudad más cara de América latina para empresas y naciones que envían a ejecutivos y diplomáticos al exterior, debido a «la inflación combinada con el retraso del tipo de cambio», señaló un ránking mundial elaborado por la consultora Mercer.

La capital argentina subió en un año del cuarto al primer puesto en la región, dentro de un relevamiento que incluye el costo de vivir en 207 ciudades y mide el valor comparativo de más de 200 artículos en cada lugar, incluyendo vivienda, transporte, alimentos, ropa, artículos para el hogar y entretenimiento.

A nivel global, este año Buenos Aires cayó del puesto 86 al 19, seguida por San Pablo (40) y Río de Janeiro (67), ciudades que se movieron ligeramente en el ranking regional.