María Eugenia Vidal participó, de una campaña que lleva adelante el Ministerio de Desarrollo Social para prevenir el golpe de calor debido a las altas temperaturas que se registraron en los últimos días.

«Todos los años realizamos esta tarea de prevención para alertar a la gente y contarle cómo cuidarse; sobre todo a la población de riesgo, como son las mujeres embarazadas, los bebés, los adultos mayores y las personas que están en situación de calle», recordó Vidal.

El Plan de Prevención del Calor consiste en la instalación de postas sanitarias en diferentes puntos de la Ciudad donde los vecinos pueden, además de hidratarse, realizarse controles sanitarios como revisar su peso, su índice de masa corporal, la presión arterial y el nivel de glucemia. «Al trabajo de estas postas sanitarias se suma el de las estaciones saludables, donde se brinda información sobre la importancia de la prevención y los cuidados que hay que adoptar para evitar los efectos dañinos del calor excesivo», agregó la Vicejefa porteña.

Por último, Vidal señaló que «es muy importante que ante cualquier síntoma consulten al sistema de salud, que llamen al SAME o se acerquen a cualquiera de los hospitales de la Ciudad que están preparados para atenderlos. Además, aquellos casos que necesiten ser trasladados a refugios de la Ciudad pueden llamar a la línea 108».