El volante uruguayo de River, regresó tras su paso por la selección charrúa luego de jugar 45 minutos ante Chile y sería titular en el primer Superclásico de la Copa Sudamericana.

Una de las preocupaciones de Marcelo Gallardo era saber cómo iba a regresar Carlos Sánchez tras su paso por la selección que dirige Oscar Washington Tabárez,  para eso el club millonario contrató un avión privado para que el volante regrese rápidamente.

El jugador oriental estuvo presente en los primeros 45 minutos del encuentro entre Uruguay y Chile y fue partícipe de uno de los goles del conjunto celeste.  Aunque salió con una molestia en su tobillo,  los médicos aseguraron que no sería nada grave y que podría estar para el Superclásico de este jueves.

De todas maneras Sánchez se realizará este miércoles estudios más profundos para conocer el estado del tobillo y saber si podrá ser de la partida este jueves en el partido de ida de las semifinales de la Copa Sudamericana en la “Bombonera” a partir de las 20.45 con el arbitraje de Silvio Trucco.