Justo al lado de un abedul majestuoso se levanta la Casa L. La casa de verano, que tiene la misma utilidad que una residencia principal, es perfecta para la familia joven de los propietarios.

También hay una casa de huéspedes justo detrás para la privacidad de los huéspedes. En el primer piso, la sala de estar está llena de gran luminosidad. En el segundo piso, una biblioteca, un gran baño, los dormitorios y dos balcones ofrecen al propietario una gran vista sobre el lago St. Joseph.

El dormitorio principal y su balcón se proyectan sobre una sección del patio que se extiende a lo largo de la residencia, que define dos espacios de estar de acuerdo a las necesidades. La casa de huéspedes dispone de un área de descanso. El concepto arquitectónico se define por una reinterpretación contemporánea de la arquitectura vernácula de cabañas de verano de Quebec, especialmente de las casas vecinas.

La fragmentación del volumen principal, en proyección y recedido, maximiza los espacios interiores y exteriores y reduce al mínimo la presencia del edificio en el sitio. La construcción hecha de piezas prefabricadas ayuda a reducir las perturbaciones y contaminantes de las obras de construcción, mientras que proporciona a la residencia de una calidad de construcción por encima de las normas. La selección material se ha hecho para asegurar la integración de la Casa L contemporánea con el medio ambiente natural y las casas vecinas.