Mano a mano con el cantante de Cabezones. Cómo salió adelante. Lo que se viene, lo que pasó, y lo que pasa. Alguna novedad, varias intimidades. Todo en esta nota.

No tengo dudas de que Cesar Andino es uno de los mejores cantantes de rock de Argentina.
En mi forma de ver no hay otro igual en estilo y calidad y sobretodo en su particularidad. Además, hay una calidad artística altísima en los discos de Cabezones marcada por una seguidilla de discos muy buenos grabados y presentados en el comienzo del milenio. Discos con canciones que ponen a Cabezones en la vidriera de lo más popular del país. Sólo hace falta ver lo mas escuchado del rock nacional en Spotify. De escuchar un tema de Bersuit, Los Piojos o Leon Giego, tarde o temprano aparecerá en la playlist un tema de Cabezones -algun hit, algun temazo. No es un dato menor sabiendo el estilo que la banda tiene y mantiene.
Y es que Andino lideró una de las bandas que mas lejos llegó sin necesidad de hacer un estilo de música popular. No creo que lleguemos a ver a Cabezones haciendo una canción con Maluma, y también es cierto que las otras bandas referentes del género fueron adaptándose y mutando a lo largo de los años. Cabezones, en cambio, parece redoblar la apuesta en su último disco “El Naufragio del Alma” (2017, Barca Discos), donde hay más crudeza y oscuridad que en los discos anteriores.
En lo personal yo conocí a Cesar hace varios años trabajando con su banda. Siempre me llevé bien con él. Creo que compartimos el placer por el perfil modesto. También hay un cariño innato en mi de antemano. Su disco «Eclipse (Sol)» me acompañó en la niñez de una forma muy íntima, en un momento muy duro que pasé siendo tan solo un nene. Cada canción me emociona y eso maneja fibras profundas. Así que es un placer para mí animarme a preguntarle sobre todo esto en esta nota.
Si, ya se. Una vida polémica. Años de escenario. La exposición pública de sus parejas e hijas -a quienes les ha dedicado canciones y canciones y más canciones en sus discos y shows-. Las distintas formaciones de su banda. Como vive su carrera en este momento y lo que se viene hacia adelante. Todo esto pudimos hablar con él en esta humilde nota. Y de paso, alguna primicia.

TG: Mas de 20 años de banda. 9 discos. Muchas formaciones. ¿Como se vive en el momento actual?

Cesar Andino: Es un momento muy bueno. Estamos tocando mucho, gracias a Dios. Y siempre al rededor del país. Tocando por muchos lugares. Lugares que no fuimos, y lugares que repetimos. Eso está bueno. Asi que estamos contentos. Yo creo que es un muy buen momento para la banda.

TG: ¿Están haciendo algo más?

Cesar Andino: Si. Estamos preparando material. Eso siempre me pone contento.

TG: Me la dejaste picando… ¿estás armando un disco nuevo?

Cesar Andino: Si. Pero no es lo que venimos haciendo. Vamos a sacar un disco “Grandes Éxitos”, y ponélo así, con comillas. Asi que estamos felices. Porque las compañías discográficas y el público siguen cumpliendo con nosotros. Y todo esto a pesar de que no es el momento de más auge de nuestra música, de nuestro estilo. Siguen llamándonos para tocar y seguimos viajando. Eso es fabuloso.

TG: Me respondiste pero a medias. ¿Podés decirnos algo más del disco nuevo?

Cesar Andino: Ya te dije. Sólo puedo decir lo que te acabo de decir.

TG: Bien. Cambiando de tema, una vez y hace varios años, charlando en la parte de atrás de un auto esperando por un show, me dijiste que ya habías logrado todo lo que quisiste con la música. Que ahora estabas sólo disfrutando. ¿Sigue siendo cierto eso? Además agrego: ¿No te pica el bicho de volver a la lucha? ¿de intentar conquistar el mundo como lo hiciste en su momento?

Cesar Andino: Yo creo que a medida que vas creciendo y sobre todo en esta profesión van apareciendo desafíos y cosas importantes -muy importantes- que van reemplazando la ambición. Reemplazan la manera en la que uno siente ese “deber” de cómo vivir la vida. No se si se entiende. La verdad que hemos tocado con muchísimas bandas -internacionales y te puedo mencionar algunas: Rage Against The Machine, System of a Down, Duran Duran, Stone Temple Pilots, Iron Maiden. Y tambien lo hicimos y hacemos con bandas amigas argentinas que son o fueron parte de nuestros idolos. Bandas históricas de Buenos Aires como Massacre, Catupecu Machu, A.N.I.M.A.L…
Si, es así todavía. La verdad que es un momento que sólo quiero disfrutar de todo. De recorrer lugares y tocar. Para mi es algo muy valioso y sin dudas estar de nuevo, levantarse y tocar y viajar… yo disfruto de eso.

TG: ¿Y cómo vivis ese disfrute? Cesar Andino es un poeta de pura cepa en un traje de estrella de rock. Aclaro esto porque el ambiente de la música es duro. La sensibilidad del artista no es tan común en este ambiente. Sé que la musica te dio muchos amigos, pero también que entendés de que hablo. ¿Como vivis este ambiente? ¿Cómo se lleva la creatividad y la sensibilidad en un ambiente tan marcado por el ego y el interés?

Cesar Andino: Es eso tal cual decís. Te vas dando cuenta que en este ambiente las sonrisas no son del corazón. Que las palmadas de la espalda no salen del corazón. Y te vas das dando cuenta de que, como todo en todo ambiente, hay cosas buenas y cosas malas. Esa es la verdad. Pero yo saco las cosas buenas. Vivo por ellas. Entiendo que las malas son las que nos hacen crecer y seguir para adelante asi que eso me pone muy feliz. Quizás necesitamos volver a empezar todos en eso. Pero yo lo vivo como lo viví siempre. Buscando conocer gente buena y gente que sea leal.
Me encanta conocer bandas nuevas, eso es lo que siempre me caracterizó y es lo que sigo siendo después de tantos años.

Cesar Andino, cantante de Cabezones.

TG: Cabezones tuvo una formación estable en los primeros discos. Mas adelante hubo mucho vaivién hasta que Eugenio Jauchen llegó a la primer guitarra. Él ahora está hace varios años. ¿Que decis de esta asociación que tenes con él?

Cesar Andino: Con Eugenio nos conocemos hace mucho tiempo de Santa Fé. Y si, costó al principio. El entró en “Nace” (2012, Popart), y compuso muchisimos temas. Despues empezó a componer con mas preponderancia. Hoy ya es como una pareja compositiva, para decirlo de alguna forma. A mi me gusta mucho componer con alguien. Estoy feliz con la asociación y que la relación siga creciendo y sigamos aprendiendo uno del otro. Es un amigo con el que nos encontramos en en un mismo lugar y en el momento justo.

TG: Y si tenes que comparar la primer formación con este modelo de banda, ¿Qué se te cruza por la cabeza? Imagino que miles de momentos.

Cesar Andino: Si, ya somos una banda bien armada que recorrimos un montón de lugares. Con los chicos recorrimos e hicimos muchos shows, muchos escenarios. Hemos pasado por muchas situaciones y me ha gustado.
Al principio, crecer y que nos guste lo que estamos haciendo – vivir de la música- era mucho mas difícil. Pensá que no sabíamos como hacer. Fuimos aprendiendo de a poco, y nos llevo mucho tiempo y esfuerzo. Por eso, que ahora las cosas funcionen es algo muy valorable.

TG: Sabes que esto no va conmigo pero juguemos con el cholulaje. Para muchos, Pichu (Nota: primer guitarrista de la banda) y vos fueron lo que Axl Rose con Slash, o Charly con Lebon acá, por decir solo ejemplos horribles. ¿Tenés vinculo con él? ¿Vos pensas que hubo un vinculo especial como se vió quizás desde afuera en su momento?

Cesar Andino: Con Pichu fuimos una pareja compositiva muy diferente y, en su momento, hicimos la mayoría de las canciones de Cabezones. Yo también componía mucho con Ale (Nota: por Alejandro Collados, ex baterista). Pero con Pichu era diferente. Pichu se encargaba mucho del sonido de la banda. Del audio. No sólo de la guitarra sino también del grupo. El producía los discos. Y sí, teníamos una afinidad especial. Entre los dos moldeamos la idea del grupo. Tanto el con el sonido como yo con las letras. Y fue algo fuerte porque de esa manera queríamos hacernos conocer tanto como banda y como artistas.

TG: ¿Estás hablando con él?

Cesar Andino: Ya te respondí.

TG: Para terminar, hay muchísima gente que por distintas limitaciones (físicas, mentales, económicas) no salen a hacer lo que quieren hacer en el mundo. Se paralizan y creen que sus limitaciones les pueden. Vos saliste muy de abajo y lograste cosas grandes. Incluso ya llevás años girando por todo el país con una limitación física. Desde tu lugar ¿Qué mensaje le darías a ellos?

Cesar Andino: A pesar de las cosas que me sucedieron en la vida siempre está bueno tirar para adelante, Y seguir. A pesar de que muchos días me cueste levantarme de la cama, es un dia a día. Veo como las cosas van cambiando y mejorando. Así que tengo mucha fe de que podemos salir adelante y seguir. Aun con dolores y mis problemas en las piernas, se puede. Estoy haciendo lo que me gusta con la gente que amo, y estoy feliz. Eso es muy difícil de ver y es importante. Más a mi edad.
Hacer lo que te gusta es importante. Así que nosotros seguimos en la lucha y tocando por todo el país, que es lo que mas me gusta.

 

Cabezones toca este sábado 26 de octubre en The Roxy Palermo – Niceto Vega 5542, desde las 19 hs.