Una persona ha muerto y al menos tres han resultado heridas este sábado en un tiroteo en Copenhague durante una conferencia sobre la libertad de expresión y la blasfemia. En el debate, que se celebraba en un café-centro cultural, participaban el historiador y caricaturista sueco, Lars Vilks, y el embajador de Francia en Dinamarca, François Zimeray. Ambos están ilesos, según ha informado la policía en un comunicado.

Vilks se hizo famoso por retratar a Mahoma como un perro en 2007. Desde entonces había recibido multitud de amenazas de muerte y vivía con protección. En 2010, la policía de Irlanda detuvo a siete personas sospechosas de planear el asesinato del artista, de 68 años.

Las autoridades aún no han dado a conocer la identidad del fallecido, un civil de unos 40 años. Los tres heridos son, según el diario Jyllands-Posten, agentes de policía que protegían el exterior de Krudttønden, el centro cultural al norte de la ciudad donde se celebraba el debate, titulado El arte, la blasfemia y la libertad de expresión y organizado por el Lars Vilks Comite.

Las fuerzas de seguridad danesas buscan a dos personas responsables del ataque que, según las informaciones citadas por la prensa local, han huido en un coche oscuro.

Al parecer, los dos asaltantes han disparado entre 20 y 40 tiros con armas automáticas contra el café-centro cultural antes de huir en un coche que ha sido ya localizado por la policía vacío. Las autoridades han acordonado la zona.