La compañía surcoreana anunció que distribuirá el modelo de smartphone en Argentina. El equipo cuenta con pantalla de 4,5 pulgadas y posee conectividad LTE. Aún no se sabe la fecha específica de arribo ni el precio de venta que tendrá.

Se podrá conseguir en el país el Samsung Galaxy S5 mini. Se trata de un teléfono inteligente que reduce el tamaño de la edición original, pero que contiene características que lo hacen competitivo en el mercado de los móviles.

Tiene una pantalla de 4,5 pulgadas con resolución de 1280 por 720 pixeles. Posee una cámara frontal de 2,1 MP mientras que la principal es de 8. Aloja un procesador de cuatro núcleos a 1,4 GHz, 1,5 GB de memoria RAM y 16 GB de almacenamiento interno. Este se puede extender hasta 64 GB mediante una tarjeta de microSD.

Corre con Android 4.4 KitKat e inviste sensores de huellas digitales, como también contador de ritmo cardíaco. Además puede conectarse a Wi-Fi y al 4G, el cual está disponible desde finales del año pasado en las principales ciudades nacionales.

La compañía afirmó que se venderá en la Argentina, pero no especificó la fecha de lanzamiento ni el precio que tendrá.