La medida fue dispuesta por el Juzgado Federal de Quilmes, a cargo del juez Luis Armella, por la infracción al artículo 303 del Código Penal, que se refiere a delitos contra el orden económico y financiero.

Según fuentes de la city porteña, Transcambio es un importante actor del mercado ilegal de cambio, y llega a movilizar un tercio de las operaciones que se realizan a diario.

Esta acción se suma a la inhabilitación de la casa de cambio París, y a sus accionistas para operar en el mercado de divisas, determinada a principios de mes por el Banco Central, por verificar que la empresa también operaba como agencia de turismo y realizaba operaciones ilegales de compraventa de moneda extranjera, aprovechando su capacidad de obtener dólares por la vía legal.