Entrenado en la arquitectura y con un enfoque aguerrido para la construcción, el arquitecto Benjamin Hall convierte un lote vacío en un proyecto de relleno urbano elegante en el centro de Phoenix, Arizona.

Con seis apartamentos tipo estudio, White Stone Studios es el epítome de la micro-vivienda hecha fácil. Ubicado en el centro de Phoenix, en un barrio que los lugareños llaman el Triángulo, White Stone Studios proporciona una estética moderna y limpia en medio de lo que es probable que se convierta en un nuevo centro urbano de la ciudad.

Estas unidades de alquiler de 42 metros cuadrados están flanqueadas con 18 metros cuadrados adicionales de espacios verdes interiores y exteriores privados. Los atrios y patios están tallados en la cáscara exterior sólida para proporcionar una abundancia de luz natural, mientras que mantienen una masa privada y de protección. Las paredes están construidas con unidades blancas de mampostería de doble cara de concreto pulido que funcionan como acabado interior y exterior, y están rellenas de espuma para un valor máximo de aislamiento. El techo también hace uso de aislamiento de espuma, lo que hace al edificio súper aislante. El complejo residencial está posicionado de forma óptima para la luz natural al mismo tiempo que mitiga la exposición solar directa.

Estos dos enfoques ayudan a reducir los costos de calefacción y enfriamiento en el clima del desierto de Sonora. Puertas de roble blanco de gran tamaño dan la bienvenida a los inquilinos a sus unidades, mientras que los toldos de acero en bruto protegen a los residentes de los elementos. El arquitecto diseñó y fabricó todos los componentes de acero – algunos de los cuales fueron construidos años antes de la construcción, al igual que esta pieza de puerta personalizada, el cerrojo y la pieza-ranura de correo. El vallado de madera en bruto que envuelve el perímetro del complejo está construido de madera de pallets recuperados de obras en construcción existentes alrededor de Phoenix.

La arquitectura fue diseñada con elementos básicos asequibles en mente, incluyendo gabinetes de Ikea, tuberías de gas de Ace Hardware y electrodomésticos de Home Depot. La lavandería, el almacenamiento y el entretenimiento se integraron en una cápsula monolítica que puede ser tapada por las cortinas translúcidas para crear capas de aislamiento y separación.

Perceptualmente, el baño acogedor aumenta su dimensión debido a la ventana de altura completa hacia el atrio privado, ideal para un largo baño en la tina. El arquitecto personalizó encimeras de Ikea en deslizadores de puertas de granero de lujo. Además, empotró botiquines de Ikea con espejos en el bloque para crear un panel de espejo de altura completa. El aparcamiento está alojado desde el callejón para aliviar la congestión de la calle. Además, los espacios comunes de la comunidad están garantizados por el cerramiento de la valla y puertas de acero personalizadas.