Roger no pudo ante el número 19 del mundo en el segundo partido de la final de Copa Davis en el polvo de ladrillo de Lille, el cual perdió por 6-1, 6-4 y 6-3 luego de una hora y cuarenta y cinco minutos, y después de la victoria inicial de Stanislas Wawrinka (4º) sobre Jo-Wilfred Tsonga (12º).

No se percibió en el suizo la lesión en la espalda que lo había obligado a no presentarse en la final del Torneo de Maestros de Londres el domingo pasado, ya que subió 22 veces a la red, ganando 15 puntos allí.

Lo que si se notó fue la diferencia de rodaje en esta superficie entre uno y otro jugador, puesto que el número dos del mundo solo jugó tres torneo en cancha lenta este año entre abril y mayo (lo máximo fue la final en Montecarlo), mientras que Monfils tampoco pisaba ladrillo desde hacía seis meses, pero tuvo tres semanas para adaptarse.

Es por eso que el local tuvo nueve aces en el primer set (terminó con diez) y ganó los 17 puntos que jugó con su primer saque, además de haber tenido 22 winners contra ocho y romper dos veces junto a dos break points salvado.

Luego bajó su intensidad, especialmente en el segundo parcial donde sacó con 36% de efectividad y tuvo menos tiros ganadores que su rival (siete contra ocho), pero no permitió chances de romper mientras que él aprovechó una de tres. En el último set, un quiebre de entrada le dio tranquilidad al campeón en Montpellier, y lo remató con otro sobre el final, otra vez sin break points en contra al perder solo seis puntos con su saque.

Esta fue la cuarta victoria sobre un top ten para el parisino en la temporada (las anteriores a Grigor Dimitrov cuando era ocho en el US Open, a Richard Gasquet cuando era nueve en Doha y Montpellier). Es apenas la tercera victoria frente al de Basilea, quien tiene ocho triunfos. Este año el suizo había ganado en el US Open y Cincinnati.

El dobles de mañana está anunciado desde las 11:30hs entre Julien Bennteau (5º)/Richard Gasquet (189º y 26º en singles) vs. Marco Chiudinelli (206º)/Michael Lammer (528º). El domingo a las 9hs abrirán Jo-Wilfred Tsonga (12º) vs. Federer (historial 5-11, aunque la última vez ganó el de Le Mans en la final de Toronto), y de ser necesario cerrarán Monfils vs. Wawrinka (empatan 2-2 en antecedentes pero siempre en cemento). Stan viene de ganarle a Monfils por 6-1, 3-6, 6-3 y 6-2.

Suiza está jugando su segunda final luego de la caída en 1992 con Estados Unidos en Texas, mientras que Francia fue campeón nueve veces (la última en 2001 ante Australia) y perdió otras siete finales, la última en 2010 ante Serbia en Belgrado con Monfils y Arnaud Clément (hoy capitán) en cancha. El historial entre los países está 10-2 para los locales, que ganaron por última vez en los cuartos de final de 2004 de visitante en cemento, y tienen ventaja de 3-1 contando solo las series en cancha lenta.