«No voy a apoyar a ninguno de los dos candidatos.» Así, el candidato de UNA, Sergio Massa, descartó la posibilidad de sellar un acuerdo electoral con Mauricio Macri o Daniel Scioli.

Por primera vez desde las elecciones, donde quedó tercero, Massa también cerró la puerta a Cambiemos. Ya había manifestado que no votaría por el postulante del Frente para la Victoria (FPV), que está semana lo llamó para pedirle disculpas por haber puesto en duda e insinuado como un autorrobo la irrupción de un prefecto en su vivienda, durante la campaña para las elecciones de 2013.

«Hay cinco millones de hacedores de reyes, no uno», aseguró Massa en una entrevista con el diario británico Financial Times, refiriéndose a los votantes que respaldaron su candidatura. «Intentar influir en la votación sería burlarme de la confianza que ellos depositaron en mí. No pienso apoyar a ninguno de los dos candidatos», agregó. Massa también se refirió a su futuro: «Me dieron [los votantes] la tarea de controlar al gobierno, aportando propuestas y señalando los errores; y esa es la tarea que tendré después del 10 de diciembre».