Así se expresó la presidenta de la Asociación de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, quien resaltó:  «Nos van a tener que escuchar porque va a haber mucha gente en todo el país» y aprovechó para cuestionar duramente la precariedad legal sobre esta problemática.

La presidenta de la Asociación de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, se refirió a la marcha #NiUnaMenos, contra el femicidio prevista para esta tarde y sostuvo: «Nos van a tener que escuchar porque va a haber mucha gente en todo el país».

Además de confirmar su asistencia a la convocatoria, Bonafini destacó: «Es muy importante (en referencia a la marcha) porque hay muchas cosas por solucionar con respecto a la mujer. Hay leyes, a algunos le faltan reglamentos, otras no se ponen en práctica, etc. Hay que empezar a juzgar  y condenar a los jueces que perdonan a los violadores porque si hacen eso seguramente son violadores también»,  expresó Hebe y destacó: «Hoy las mujeres no tienen dónde ir».

«Las muertes por abortos clandestinos son femicidios, nos toca más a las pobres porque las ricas los hacen en lugares donde no se van a morir. Tiene que haber una ley que le permita a la mujer disponer de su cuerpo», remarcó.
 
Asimismo, cuestionó: «Hay que terminar con la porquería de la tele de que te tocan el culo. Siempre digo que Macri no tiene cerebro sino maní pero cuando ayer escuchaba lo que decía quisiera saber si le tocaran el culo pensaría lo mismo», resaltó.
 
Por último, analizó la situación global de la mujer en relación a la violencia de género: «Hay provincias muy enquistadas en el machismo. En Paraguay parece  que la mujer viene de un país árabe, atrás del hombre que es el que manda y hay muchas provincias cerca de Paraguay que tiene bastante enquistado este tema. La ley para esto tiene que ser nacional», finalizó Bonafini.