Así lo manifestó el Jefe de Gabinete Aníbal Fernández quien indicó que es muy pequeño el grupo de trabajadores  “perjudicado” por Ganancias, motivo de la medida de fuerza prevista para mañana.

El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández,  expresó en referencia al impacto porcentual en los trabajadores del impuesto a la ganancias que, «el país se encuentra mucho menos de la mitad para abajo” en relación a otros países, y calificó de “estupidez”, “berreteada” y “barrabasada” las propuestas planteadas en relación al tributo por los precandidatos presidenciales Sergio Massa (Frente Renovador) y Mauricio Macri (PRO), según consignaron fuentes de Télam.

«Hemos hablado todo lo que hemos podido y hay una posición de subir el mínimo no imponible incomprensible, y lo hemos explicado en todas las formas habidas y por haber y pareciera que es más una posición política», sostuvo el funcionario nacional en declaraciones que formuló en su habitual encuentro matutino con periodistas antes de ingresar a la Casa de Gobierno, al ser consultado sobre la medida de fuerza dispuesta para mañana por varios gremios.

En tanto, añadió:  «Vamos a tomarnos el trabajo de charlar de la mejor manera con los empresarios y comenzaremos a tomar decisiones de otras características cuando no se cumplan las condiciones mínimas y necesarias para prestar el servicio», en referencia al transporte.

En referencia a la  medida de fuerza, prevista para mañana, destacó: «El universo del que estamos hablando es muy chico, que son los que tienen los sueldos más altos». Y agregó: «Se logró bajar del cuarenta y pico por ciento al 31 por ciento de trabajo informal, queremos seguir bajando para que puedan conquistar derechos que aún no tienen, y es una tarea que estamos llevando a la práctica».

En el marco de las declaraciones de los precandidatos presideciales en torno a la supuesta eliminación del impuesto a las Ganancias, en caso de alcanzar la primera magistratura, Fernández cuestionó:  «Sí, muy bien, yo soy amigo del Pato Donald. La verdad es que esas estupideces se dicen con muchas ganas y sin saber de qué hablan. No perdamos el tiempo», destacó.