Los Raptors superaron a Miami 116-89 como locales en el séptimo partido dejando la serie 4-3 a su favor en las semifinales de Conferencia Este. Kyle Lowry tuvo un partido excepcional con 35 puntos mientras que Luis Scola nuevamente no fue de la partida en su equipo que jugará por primera vez la final ante Cleveland Cavaliers.

Toronto Raptors consiguió con un equipo joven pero con mucho talento y ambición hacer historia superando a un duro rival para meterse por primera vez en la final de conferencia, aunque no la tendrá fácil ante el elenco de LeBron James, en otra jornada donde claramente Luis Scola difícilmente sea tenido en cuenta ya que fue el único que no ingresó a jugar.

Con parciales 25-24, 28-23, 33-31 y 30-11 Toronto (2°) conducido por Dwane Casey superó a los Heat (3°) 116-89 en el Air Canadá Center, tras la enorme actuación de Kyle Lowry que fue el goleador del encuentro con 35 puntos (5 de 7 en triples) 9 asistencias y 7 rebotes, seguido de las 28 unidades de DeMar DeRozan.

En el lado de Miami de destacaron Dwyane Wade con sus 16 puntos, al igual que el base esloveno Goran Dragić que también dio 7 asistencias, y el aporte del alero Justise Winslow con sus 8 rebotes (14 unidades).

Así el elenco canadiense por primera vez en su corta historia (se creó la franquicia en 1993) jugará la final de Conferencia Este, superando la performance del 2001 (perdió ante Philadelphia 77ers) enfrentando al mejor conjunto de la división Cleveland Cavaliers, el martes a las 21:30 de Argentina como visitante.