Tendrá un segundo más que el año anterior y, hasta el momento, no registró consecuencias en el correspondiente ajuste, según informó el Servicio Internacional de Rotación de la Tierra.  

El año 2015 será un segundo más largo que el pasado 2014, como consecuencia de una relentización del movimiento del planeta. Según informaron, la medida es necesaria para mantener sincronizados los relojes atómicos de todo el mundo con el movimiento del planeta, indicaron desde Servicio Internacional de Rotación de la Tierra.

«El cambio se producirá justo antes de la medianoche del 30 de junio,  en el instante en que los relojes transiten de 23:59:59 a 23:59:60, en lugar de ponerse a cero y cambiar de día. Tal como lo indicaron los especialistas, el ajuste «no es algo inaudito, sino que el mundo ha ganado 15 de estos “segundos intercalares” desde 1972.

El proceso que hará hoy el día más largo del año, se produce como producto del cálculo del tiempo atómico, «una medida basada en las vibraciones dentro de los átomos, que han demostrado ser más exactas que cualquier otro método de cronometraje que los seres humanos hayan creado hasta la fecha. Es incluso más preciso que el giro de la Tierra, que tiende a tambalearse, destacaron los expertos.

En tanto, agregaron que en años anteriores,  no se registraron consecuencias al realizar este ajuste. Sólo se generaron algunas fallas en ciertas páginas de Internet que sufrieron incidencias pero se resolvieron de manera rápida.