El juicio oral por el crimen de dos hermanos ocurrido en 2012 durante un asalto a un supermercado de la ciudad bonaerense de Cañuelas fue suspendido esta mañana en los Tribunales de La Plata, luego de que uno de los imputados intentó ahorcar a su propia abogada defensora en plena sala de audiencias.

Se trata del juicio que se sigue a Edgardo Sagini Rodríguez y Fernando Marconi, por el crimen de los hermanos Marcelo y Leonardo Massa, ocurrido en julio de 2012, que debía comenzar esta mañana en los Tribunales penales de La Plata.

En momentos en que los acusados y su defensa, además de la querella y familiares de las víctimas ya se hallaban en el recinto esperando que se presentaran los integrantes del Tribunal Oral V de La Plata, el acusado Sagini Rodríguez pidió a su custodio que le aflojara las esposas «porque le apretaban».

El custodio introdujo la llave en las esposas y en ese momento, Sagini se abalanzó sobre su abogada, la defensora oficial María Vigorelli, e insultándola intentó apretar su cuello para ahorcarla.

«Te voy a matar, te voy a matar», gritaba fuera de sí el imputado, que de inmediato fue reducido por la custodia penitenciaria, que lo trasladó a una oficina contigua. «Me dejaste tirado más de un año», decía el acusado a los gritos mientras se hallaba encerrado en la oficina lindera a la sala de audiencias.

La defensora fue atendida por personal médico del juzgado, en tanto los jueces resolvieron pasar a un cuarto intermedio hasta el lunes próximo para iniciar el juicio oral.