Se han bombardeado varios edificios en la zona de Gaza y se cree que, mediante esta manera, Israel prepara su ofensiva final.

En el día de la fecha, Israel ha bombardeado dos torres enormes de departamentos y varios locales comerciales en varios barrios de Gaza. Según los datos del ministerio de Interior, se han perdido las viviendas de un millón de palestinos.

Los barrios afectados por el bombardeo son Rimal y un barrio conocido como “Little Italy”, en la zona de Al Nasser. Si bien Israel no ha expresado cuales eran los objetivos a derribar, sus proyectiles acabaron con las viviendas y negocios de tantos civiles, que aunque la guerra acabara, no sería posible reponerse de inmediato.

A pesar de eso, lo único que sabemos es  que Israel intenta bombardear zonas con edificios que son empleadas por los comandos de Hamas como puntos estratégicos para organizar la defensiva. Aunque el estado de Israel envía un mensaje a los residentes para que desalojen los objetivos, los bombardeos acaban con sus hogares. Además, se sabe que con la falta de luz y de suministros, los ascensores no funcionan, por lo que hacer evacuar los edificios a los ancianos y niños se hace más dificultoso y peligroso.

Con Egipto como mediador, se buscará llegar a un cese al fuego que termine con la ocupación de Israel en Gaza y permita traer la paz de vuelta a la ciudad de  Gaza y sus alrededores. La idea es hacer un trabajo en conjunto para terminar con el conflicto.

Julián Groppo