El Yacaré y Charly jugarán el viernes y el domingo en la serie de repechaje ante Israel en el cemento de Sunrise (Estados Unidos) ante Dudi Sela y Amir Weintraub. Horacio Zeballos y Federico Delbonis jugarían el dobles.

Jaite, en su última serie como capitán, se decidió dejar de lado al inexperto Delbonis (59º), quien por primera vez forma parte del equipo. Es por eso que a último momento podría optar por Mayer o Berlocq para el tercer punto junto con Ceballo, inamovible de ese lugar.

Leo (25º) primero jugará con Weintraub (263º) y luego con Sela (84º) a quienes nunca enfrentó. El correntino, que viene de llegar hasta la tercera ronda del US Open, tiene record de 2-3 en singles (solo jugó dobles en cuartos de final de 2009 en República Checa cayendo al lado de José Acasuso), siempre en cancha rápida y de visitante. La última vez fue en la semifinal del año pasado en Praga, cuando le ganó al checo Jiri Vesely y perdió con Tomas Berdych. También le ganó a Robin Soderling en la primera ronda de 2010 en Estocolmo.

Berlocq (67º) perdió con Sela en la primera ronda del pasado Grand Slam, mientras que no tiene antecedentes ante su otro rival. 4-3 es su marca en individuales (0-2 en dobles, haciendo dupla con Zeballos en la semifinal del año pasado y con Eduardo Schwank en esa instancia de 2012, ambas ante los checos). Pero esas victorias – ante los alemanes Christopher Kas y Phillip Kohlscreiber, Gilles Simon y Andreas Seppi – fueron en cancha lenta.

El marplatense (32º en la especialidad) tiene record de 4-3 en dobles (en singles jugó dos partidos habiéndole ganado a Lukas Rosol en 2013), aunque perdió las últimas dos veces contra Italia este año junto a Schwank y en la semi del año pasado al lado de Berlocq. En cancha rápida jugó tres veces, consiguiendo buenos resultados en Suecia en 2010 en la primera instancia con David Nalbandian y en Rusia en la siguiente ronda al lado de Schwank.

Esta vez tendrá enfrente al bonaerense Jonathan Erlich (95º) y el montevideano Andy Ram (754º). Juntos ganaron 19 de los 26 partidos disputados (14-4 en cemento), habiendo ganado las últimas dos veces ante Bélgica y Eslovenia.