Julio César Strassera, el fiscal del juicio a las Juntas Militares de la última dictadura, fue internado de urgencia en terapia intensiva en una clínica porteña y su estado de salud era «delicado».

Así lo indicaron desde el entorno de Strassera, las que precisaron que el exfiscal sufre una infección intestinal severa, por lo que se encontraba sedado y entubado en la Clínica San Camilo, del barrio de Caballito, y su pronóstico es reservado.