El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires entregó los primeros equipos a nueve establecimientos educativos. El plan incluye a todas las secundarias públicas de la urbe, sin embargo no se comunicó el plazo estipulado de conclusión.

 El jefe de Gabinete porteño, Horacio Rodríguez Larreta y el Ministro de Educación, Esteban Bullrich, repartieron las primeras impresoras 3D a nueve escuelas públicas de la Ciudad de Buenos Aires. La acción se enmarca en un proyecto que busca que los jóvenes aprendan interactuando con la tecnología de forma grupal.

Los docentes encargados en manipularlas se capacitaron especialmente en el Instituto Tecnológico Buenos Aires, el Centro Metropolitano de Diseño y en la Escuela de Maestros. Gracias a esta aprendieron a manejar el dispositivo con el fin de enseñar a concretar las futuras ideas de los estudiantes.

La medida forma parte de un proyecto que busca equipar a todos los establecimientos de educación media. Sin embargo, no se comunicaron los plazos estipulados para que los alcance por completo.