La selección argentina de vóley cayó con Bulgaria y República Dominica luego de haber vencido a Kenia en el primer weekend del torneo intercontinental de selecciones, que continuará la próxima semana en Polonia.

El debut en Tucumán había sido como se esperaba, sin un nivel mayúsculo pero con un sólido triunfo sobre las recientemente ascendidas africanas por 25-22, 25-21 y 25-13, haciéndole frente a los 17 puntos de Brackcides Khadambi (nueve tuvieron Emilce Sosa y Leticia Boscacci).

El sábado llegó el golpe de las centroamericanas, que fue duro también en lo anímico porque las albicelestes habían forzado el tie-break y ahí tuvieron cinco de ventaja. Aún así perdieron por 25-22, 16-25, 15-25, 25-23 y 14-16. Sol Piccolo y Sosa se habían destacado las locales con 12 tantos, pero Bethania de la Cruz y Brayelin Martínez habían aportado 25 puntos para las vencedoras.

La primera jornada se cerró ante las búlgaras, locales en el Final Four y por eso clasificadas a la fase que Argentinascelebrationcomenzará en trece días, perdiendo por 25-27, 17-25, 27-25 y 19-25. Aunque cometieron menos errores (26 a 33) fueron superadas en todos los rubros: 59 a 43 en ataque, 8 a 4 en bloqueo y 9 a 8 en servicio (habían conseguido solo dos aces frente a las keniatas).

El equipo de Guillermo Orduna intentará no repetir el resultado del año pasado cuando solo ganaron el primer partido, especialmente para tener la mejor preparación de cara a su primera experiencia olímpica.

Las mejores tres entre los ocho que componen el Grupo 2 clasificarán a Plovdiv, ocupando ahora Argentina la cuarta colocación detrás de Puerto Rico, Polonia y las dominicanas. El viernes debutarán ante las polacas en Wroclawek, y luego chocarán con las puertorriqueñas – ganaron los tres partidos – y las keniatas.