Leonardo Fariña, el ex marido de Karina Jelinek cambió su versión sobre la compra de un campo en Mendoza, y aseguró que fue realizada para el empresario Carlos Molinari, quien también se encuentra procesado y fue quien pagó el casamiento con la modelo.

Inicialmente, Fariña había sostenido que la adquisición del terreno fue realizada en comisión a fin de ocultar la identidad del verdadero dueño, quien en realidad era el empresario kirchnerista, y que luego le dieron los campos por honorarios pendientes con Austral Construcciones (empresa de Báez) por la restructuración de su deuda.