Según un estudio científico realizado en California, se aseguró que los caninos realizan diferentes tipos de comportamiento si sus dueños manifiestan cariño hacia otro ser.

El estudio se probó con 36 perros y consistió en lo siguiente: Cada mascota se hallaba en su hogar y los científicos grabaron los comportamientos de éstos cuando sus dueños mostraban afecto a un perro de peluche.

El resultado del experimento fue múltiple; algunos ladraban, otros gruñían, e incluso había quienes intentaban separar al dueño del ficticio animal. «Nuestro estudio sugiere que los perros no solo tienen comportamiento celoso, sino que también intentan romper la conexión entre sus dueños y el posible rival», explicó la profesora Christine Harris, de la Universidad de California en San Diego.

De esta manera queda refutada la hipótesis que afirmaba que los celos son fruto de los humanos, también el mejor amigo del hombre los puede sentir y manifestarlos