El presidente de la Nación, Mauricio Macri, y el jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires,Horacio Rodríguez Larreta, inauguraron hoy la estación Santa Fe de la Línea H de la red de subterráneos, oportunidad en la que el mandatario porteño definió la obra como “un orgullo” porque implica “calidad de vida para la gente”.

“Es una gran alegría estar en esta obra, que es un orgullo para la Argentina”, destacó el Jefe de Gobierno porteño y remarcó que la habilitación implica “calidad de vida para la gente, que ahorra tiempo. Para alguien que va de Parque Patricios a Belgrano, reduce el viaje a la mitad”, detalló.

Rodríguez Larreta dijo estar “muy contento” y señaló que la iniciativa comprende “un verdadero trabajo en equipo, que empezó con Macri en la gestión como jefe de Gobierno”.

Por su parte, Macri resaltó que la obra es “de nivel internacional” y “no tiene nada que envidiarle a ninguna del mundo”, al subrayar que fue concretada “entre todos los argentinos”.

Si bien señaló que “el subte es un medio de transporte muy importante para una Ciudad como ésta, tan grande y con tantos problemas de movilidad”, el Presidente planteó que en Buenos Aires “se pasó de menos de un millón de pasajeros a más de un millón, y sigue creciendo”, lo que “demuestra que si hay una mejor calidad de servicio, siempre hay ciudadanos que lo van a agradecer y utilizar”.

«Nos tiene que ocupar y preocupar consumir menos energía», reiteró Macri desde la nueva estación, en el barrio porteño de Recoleta, en línea con los últimos discursos en los que pidió «consumir la mínima energía posible».

Acompañado por el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, el vicejefe Diego Santilli y el secretario de Obras Públicas, Daniel Chaín, el jefe de Estado remarcó que, con las nuevas formaciones incorporadas recientemente a esa línea de subterráneo «viaja más gente y se consume menos energía».

«Es la obsesión del mundo y de nosotros ver cómo son nuestros comportamientos diarios y ver cómo podemos ahorrar más energía. No podemos importar más y estamos consumiendo mucho más por persona que en la mayoría de los países», advirtió Macri.