El jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, visitó la ciudad de Rosario, donde sostuvo que el narcotráfico se instaló allí «porque alguien lo dejó o no supieron cómo frenarlo» y propuso «desarrollar un plan estratégico global» para enfrentarlo.

En el marco de su campaña presidencial, Macri llegó a Rosario acompañado por el diputado nacional y precandidato a gobernador de Santa Fe, Miguel del Sel, los concejales Anita Martínez y Roy López Molina, el coordinador político de PRO, Emilio Monzó, y el economista Carlos Melconian.

Respecto de la situación de la ciudad, el líder del PRO y precandidato presidencial sostuvo que la problemática del narcotráfico se debe a que «alguien lo dejó o no supieron cómo frenarlo», y afirmó que si lo atacan «de a uno, la lucha se pierde, porque ellos tienen recursos, tecnología y no les importa nada». Por ello, planteó que «hay que desarrollar un plan estratégico global, comandado por la Nación y secundado por las provincias, para no depender de alguien que decide mandar o sacar la Prefectura o Gendarmería de acuerdo con su humor o color político».

En declaraciones a la prensa local, Macri reiteró que «con un muy buen equipo, como el que se conformó para gobernar la Ciudad, las cosas se pueden solucionar en todo el país» y agregó: «Quiero dedicar mi tiempo a encontrar soluciones puntuales a los problemas de los argentinos».

El mandatario porteño sostuvo que quiere «dejar atrás esa Argentina perdió toda credibilidad en un mundo que ha elegido para invertir a otros países de la región», pero afirmó que «las posibilidades de recuperación están intactas». «Nosotros nos destacamos por el diálogo, porque hay un día después al ganar la elección y hay temas que nos tienen que unir, como la inflación, el desempleo, la inseguridad, lucha contra el narcotráfico», puntualizó.

Durante su visita a Rosario, el líder del PRO se reunió con familiares de las víctimas de la explosión registrada en un edificio el 6 de agosto del año pasado, en la que murieron 22 personas, y se comprometió a gestionar a través de la Cámara de Diputados que se atiendan los reclamos que vienen realizando. Además visitó a Mónica, una vecina de esta ciudad de 53 años, que pidió conocerlo personalmente a través de Facebook, en el marco de la campaña «contacto directo» que viene desplegando el PRO.