Elisa Carrió y Mauricio Macri se reunieron en las últimas horas y ratificaron el rechazo a la propuesta planteada por Sergio Massa y Francisco de Narváez de competir en una gran primaria opositora tanto en la Nación como en la provincia de Buenos Aires.

«Avalo la postura de Macri de no flexibilizar más el frente», dijo Carrió en declaraciones a NA luego del encuentro.

La diputada de la Coalición Cívica y el jefe de Gobierno y líder del PRO almorzaron juntos y llegaron a esa conclusión, pese a que anoche Carrió había enviado mensajes de apertura al coincidir en un programa de televisión con De Narváez.

Por su parte, el presidente de la UCR, Ernesto Sanz, también le cerró la puerta a Massa: «Nuestro espacio está definido y la competencia será entre Macri, Carrió y yo», dijo en declaraciones radiales.