El nuevo dispositivo es el primero que se va a poner a la venta. El OM/One  no sólo queda suspendido en el aire, sino que también transporta el sonido de una forma tan especial que lo convierte en único.

El primer parlante bluetooth flotante en el mundo se logra a través de un campo magnético  que genera la base del dispositivo, lo que hace que el OM/One pueda quedarse flotando sobre ella a unos centímetros de su propia superficie mientras gira sobre su eje.

De esta manera, al no tener una superficie inferior necesitará menos watts para proyectar un gran sonido. El sistema está compuesto por dos elementos principales, por un lado, una base magnética y por el otro, un altavoz circular.

Sin embargo, no es condición necesaria que el dispositivo funcione en el aire ya que también podrá ser utilizado como un altavoz inalámbrico, el cual tiene una duración de 15 horas (utilizando la potencia al 70%).

Si bien, la compañía OM Audio ha creado otros altavoces anteriormente, como es el caso de Mantra; en este nuevo proyecto han decidido montar prototipos y buscar la ayuda en el crowdfunding.

Al parecer, el valor del OM/One será de 179 dólares y estará disponible en tres colores: negro, blanco y disco. Este último, al tomar el aspecto de una bola de una discoteca, será más caro, alrededor de los 299 dólares. Todo esto sería una realidad en diciembre de este año.

Fiorella Costantini

ARVE Error: no id set