Se trata de Roque Farrán, investigador del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas (Conicet) y doctor en Filosofía, quien hasta hoy continúa en grave estado después de ser baleado en el abdomen por dos “motochorros”.

El suceso ocurrió el domingo en Córdoba, mientras caminaba con su pareja –quien está embarazada de 8 meses– y su madre. Según ha trascendido en los medios, Farrán intervino al momento del asalto y uno de los delincuentes le disparó un balazo a poca distancia.

“Intentaron sacarle la cartera a una de las mujeres. Una de las víctimas primero se resistió y finalmente entregó la cartera (…). Inmediatamente un delincuente con el arma que le estaba apuntando (a Roque) le efectuó un disparo a un metro de distancia, en el abdomen”, explicó el fiscal Carlos Matheu, a cargo de la investigación. La denuncia ingresó a la Fiscalía del Matheu el lunes por la mañana.

La víctima, de origen mendozino, trabaja en la Universidad Nacional de Córdoba como investigador y reside en la capital provincial.

“Que nadie culpe a los planes sociales de este gobierno por lo que nos pasó. Roque no estaría de acuerdo. Mis hijas y yo tampoco”, publicó su madre –Patricia Galván, vicepresidenta de la filial local de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos– vía Facebook.