Alrededor de 120 farmacias de la Ciudad, debieron suspender la venta a personas mayores. Desde Farmacéuticos aseguraron que devolverán el dinero a los abuelos al normalizarse la situación.

Por una  millonaria deuda que contrajo el PAMI con las farmacias, alrededor de 1200 de ellas debieron suspender la venta de remedios a los jubilados. Farmacéuticos indicó que será devuelto el dinero cuando se normalice la situación.

La deuda de la obra social lleva un acumulado de 1.800 millones de pesos con las farmacias. Por lo cual, los farmacéuticos decidieron tomar el control de la situación y comenzaron a cobrar los remedios que les entregaban a los afiliados en un plazo de hasta 120 días, en lugar de los 45 habituales, confirman medios locales.

«Tenemos un desfasaje de unos 27 días de lo que está acordado. Nos impacta financieramente. No podemos reponer los medicamentos y nos pone en una situación incómoda», informó a radio La Red Claudio Ucchino, el titular del Colegio de Farmacéuticos y Bioquímicos.

Según arrojó un relevamiento de las farmacias porteñas, los remedios que se ven afectados son los que tienen cobertura del 100%, que son los más caros y corresponden a enfermedades crónicas.