El pesquero español ‘Playa Pesmar Uno’ se encontraba dentro de la Zona Económica Exclusiva Argentina (ZEEA) y fue interceptado por el guardacostas GC 27 Fique, en el marco de los operativos para la protección de los recursos pesqueros dispuestos por el Ministerio de Seguridad de Nación.

Al captar al buque en aguas argentinas -a la altura de Comodoro Rivadavia-, la tripulación del guardacostas estableció comunicaciones por radio con el capitán del pesquero para que detuviera su marcha; según lo establecido en normas internacionales.

El capitán del buque español acató la orden de Prefectura de detener navegación y no levantar la red de pesca que tenía desplegada en el mar, mientras el Fique se acercaba al pesquero. En la requisa se determinó que había unas 320 toneladas de piezas procesadas y frescas de merluza, abadejo, calamar y raya a bordo.

La embarcación- un arrastrero de 63 metros de eslora y 12,50 de manga- interceptada había partido de Montevideo, el pasado 11 de enero.